La campaña para el voto latino

La campaña para el voto latino

Mario Vallejo- Este verano, la fiebre de las elecciones en Estados Unidos llegará a hogares de habla hispana a través del canal televisivo de Univision, así como las plataformas web de este y de Fusion. El 14 de julio, se abrirá un foro entre los candidatos republicanos y demócratas finales en el Newseum, en Washington, D.C., según comunicados de prensa emitidos por Univision y La Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC), los copresentadores del evento. Es de suma importancia que el pueblo latino conozca esta campaña, puesto que hay mucho de por medio en el tema de los migrantes. Univision precisa que el propósito del evento es “familiarizar a los hispanos y millennials de Estados Unidos con las políticas y plataformas de los ganadores de las elecciones primarias presidenciales”. El número de latinos elegibles para votar que pertenecen a la llamada generación millennial (los que nacieron entre 1982 y 2002) ha alcanzado su cifra más alta en la historia, por lo que se deben conocer bien cada etapa del proceso en el cual podrían ser parte.

Sin embargo, un gran obstáculo que afecta tanto al voto latino como al de los jóvenes es el abstencionismo. Las campañas para invitar a las urnas están a la orden del día, así como las centradas en conseguir el seguimiento de los debates y dar a conocer la propuesta que más convenga a la población, prestando extrema atención a los comentarios de los candidatos con respecto a los migrantes.

La organización Media Matters, que se dedica a “monitorear, analizar y corregir la desinformación conservadora en los medios estadounidenses”, con miras al primer debate republicano en agosto pasado, emitió algunas sugerencias a los medios hispanos en cuanto a al mejor modo de cubrir el debate e informar a sus audiencias sobre los asuntos discutidos. Pidió que se cubriera toda la temática y no solo la que tocaba la migración, y que no se concentraran en detalles irrelevantes como la “latinidad” de ciertos candidatos, puesto que hay que votar por la mejor opción y no por quien hable mejor español.

Según calcula la organización Latino Decisions en un estudio de los datos del censo y encuestas de salida de elecciones pasadas, el candidato republicano necesitaría al menos 40% de los votos hispanos para ganar las elecciones. La última vez que un candidato republicano obtuviera tanto apoyo fue en 2004, cuando George W. Bush fue reelegido con el 44% de los votos latinos, según el mismo estudio. Pero esta cifra ha ido disminuyendo, y en 2012 el candidato republicano Mitt Romney ganó apenas el 23%. Mientras tanto, el número de latinos en el país sigue creciendo. Se estima que para las próximas elecciones los latinos constituirán cerca del 17% de la población total de Estados Unidos, y son desde hace tiempo la minoría más numerosa del país.

Todo esto ha hecho que ciertos sectores del Partido Republicano expresen la necesidad de aceptar a los inmigrantes y realizar una reforma migratoria. Algunos candidatos republicanos han propuesto políticas migratorias más moderadas que otros, pero los que ahora son más populares (notablemente Ted Cruz y Donald Trump, quienes ganaron en los caucus de los estados de Iowa y Nuevo Hampshire), son también de los más duros en este tema.

Los latinos incrementan su número y defienden sus derechos en el llamado “país de las oportunidades”, que les ofrece en esta ocasión la oportunidad de oro de tomar voz y voto y determinar la historia.

Urge una solución para los refugiados del Triángulo Norte de Centroamérica

Urge una solución para los refugiados del Triángulo Norte de Centroamérica

A cinco años de la Primavera Árabe, cientos aún desaparecen en Egipto

A cinco años de la Primavera Árabe, cientos aún desaparecen en Egipto