Seattle, el secreto mejor guardado de los estadounidenses

 Foto: Maxi Benbassat

Foto: Maxi Benbassat

Camila Ogallar- La ciudad de Seattle se encuentra en el extremo noroeste de Washington, lo que la convierte en la ciudad más importante del estado. Cuando se fundó era un paraíso natural: bosques frondosos, lagos de agua cristalina y fauna sin igual. Al jefe indio de estas tierras, llamado Seattle, de quien la ciudad tomó el nombre, se le atribuye el gran manifiesto ecologista de la historia.

Pero hoy es diferente, Seattle se convirtió en una ciudad pujante, con amplia oferta de actividades de ocio, que son una combinación fascinante de música, cafés e intelectuales. Además, los alrededores ofrecen atractivos lo suficientemente interesantes como para darse una escapada desde los tradicionales circuitos de la costa oeste.

Recomendaciones para hospedarse

Seattle presenta una oferta de gama media y alta, por lo que no es un destino ideal para mochileros que buscan hostales baratos. Se recomienda alejarse a los alrededores y alquilar un auto o usar el transporte público. Los barrios ubicados en las afueras son Redmond, Bellevue, Fremont, Ballard y University District.

Recomendaciones gastronómicas

Es una ciudad en la que se destacan los productos del mar. Algunas delicatesen que hay que probar son: el King Crab, el Alaskan Salmon y las ostras de Hood Canal. Sugerimos dejarse llevar y disfrutar de la gastronomía local.

Recomendaciones

Hay que visitar el mercado Pike Place Market, que llegó a ser una institución nacional. También el skyline, Space Needle, el gran protagonista de la ciudad. Se recomienda comer en el restaurant giratorio y disfrutar de las vistas espectaculares. Un paseo al atardecer por los muelles resulta muy atractivo, además de que algunos meses del año es posible ver orcas y focas. Microsoft, el cuartel general del imperio de computación, se encuentra ubicado en la ciudad, así que es un destino obligado para los aficionados a la tecnología. El Museum of Flights es uno de los mejores museos de aviación; alberga un avión presidencial y un concorde.

Seattle es la combinación perfecta de naturaleza privilegiada y ciudad cosmopolita, cultural e interesante. Bella por donde se la mire y de una prolijidad absoluta. Sin duda, uno de los secretos mejor guardados de los estadounidenses.

ViajesTilde Communications, LLC